BANNER PEDROA IZONA contratesupublicidad

Log in

EL IMPERIO DE LA MENTIRA

Destacado EL IMPERIO DE LA MENTIRA

No somos de derechas o izquierdas sino de la verdad o la mentira.

¿Para qué miente el que miente sino es para perjudicar al que engaña?

“Iros hacia el Sur que allí no bombardeamos”

Y cuando estuvieron en el Sur, les mataron de hambre. Mientras nos decían a todos que lo hacían para defenderse.

¿Para qué nos mienten a nosotros mientras vemos que mienten?

Para que sepamos que van a matarnos, en cuanto les sobren dos balas, si no nos sometemos a lo que sea que nos manden hacer. Y aunque lo hagamos. Como los palestinos que se fueron al Sur.

Los asesinos armados parecen invencibles, ante las personas pacíficas y desarmadas. Y más si mienten con caras de corderitos.

Pero no es verdad. Realmente no son nada ni nadie, como los demás. Se mueren solos como los demás. Necesitan que alguien los quiera, y los cuide y los cure.

¿para qué hacer una lista de los miles y cientos de millones que han torturado, engañado, y matado con sus mentiras?

El actual imperio de la mentira, que tan invencible parece en su crueldad, ya está muriendo, a paso rápido, casi a velocidad de carrera de cien metros.

Es verdad que han hecho una masa inmensa de personas que se han enfermado de desilusión, de drogas, de ausencia de ilusiones, de incapacidad de esfuerzo y autocrítica.

Es verdad que la mentira se ha extendido tanto como epidemia mental, que ya ni los suicidas saben por qué lo hacen.

Y todos esos enfermos mentales, graves, incapaces de ver la realidad ni la coherencia, votan y obedecen, por miedo o por soborno.

Y ellos ganan. Hasta hace unos meses.

Pero si quien me engaña a mí, es precisamente al que he votado, y me engaña para perjudicarme, tendré que dejar de votarle, y en cualquier caso tendré que dejar de creer en la democracia instituida como sistema de explotación comercial/colonial.

En Europa nos engañaros con la Unión, diseñada por nuestros amos coloniales, y con el sistema habitual del soborno y el chantaje a los cargos políticos, de forma que cada país perdiera su independencia, en manos de los empleados de la potencia colonial. A la que no hace falta poner nombre. La que dijo por ejemplo que había llegado a la luna. Y les creímos.

 En España nos dejaron salir del estado militar, en los años setenta y ochenta. A cambio de destruir nuestra industria, nuestro ejército, nuestra agricultura, y convertirnos en taberneros amables. Todo por nuestra culpa. Con una democracia controlada con la propiedad de los dos únicos partidos, con obligación de corromperse para poder acceder a algún cargo público. ¿Qué hicieron las autonomías que nos debilitan, como una enfermedad autoinmune, o un cáncer inmenso, para satisfacer las ansias de libertad de los pueblos, locales y racistas, en vez de la libertad como humanos?

¡Ay!  ¡Mentira tras mentira nos las creímos todas!

La libertad de prensa para mentir. No para opinar sino para mentir y calumniar. Para controlando la información controlar la opinión.

La independencia judicial para condenar a quien quisieran a lo que quisieran.

La libertad de empresa para engañar y robar, para esclavizar a las mayorías ya engañadas.

La libertad de no participar en el ejército, para que el ejército fuera propiedad privada.

La mejora de la sanidad con participación privada, para quedarse en propiedad el capital público y desmontar el servicio gratuito.

La libertad de cátedra, para despedir a quien quiera que no cumpla las consignas.

Resulta que los premios Nóbel son una agencia de publicidad.

Porque, siendo verdad que el ladrón piensa que todos son de su condición, es verdad que la gente honrada tendemos a pensar que cuando nos dicen algo, nos lo dicen de verdad, porque también son honrados.

¡Nos creímos todas sus mentiras!

Y aquí estamos en una guerra absurda contra Rusia que es quien más ha colaborado con el bienestar de los europeos, por orden de la élite colonial inglesa transatlántica que nos ha arrasado y robado siempre, y una y otra vez. Con sobornos y chantajes.

Y, ahora, cuando lo vemos, dejar de creerles, ya es un cambio, y no es pequeño. ¡Abre los ojos a la verdad! Y dejaremos de estar perdidos en la niebla. ¡Viva la humanidad libre de tiranos!

 

Angel Luis Cancela Zapatero

Presidente de TU ELIGES

Nuevo Logo

Inicia sesión para enviar comentarios

Madrid

supublicidad aqui