Menu

educacion

  • Ninos-Escuela-Depresion

    La semana pasada leí una noticia que me dio envidia. Los finlandeses, a pesar de tener el sistema educativo más avanzado, le están dando la vuelta al concepto educativo y lo tendrán totalmente implantado en el 2020. Quieren cancelar todas las asignaturas escolares: a partir de ahora no habrá clases de física, matemáticas, literatura, historia y geografía. ¿Se han vuelto locos? Ya veremos a lo largo de este artículo lo acertados que están.

    Nosotros, así como todo occidente, seguimos mareando la perdiz y ensayamos planes uno tras otro, vomitando a la sociedad ciudadanos fracasados e infelices. Eso sí, dóciles e incapacitados para la creatividad.

    Todos estos planes, nos dicen, tienen el objetivo de preparar a nuestros niños para la economía del siglo 21.

    Teniendo en cuenta que ni sabemos que va a pasar en la economía del año que viene, que nuestro modelo educativo es tan obsoleto que se basa en la Ilustración y en la Revolución Industrial, y que los niños no le ven el propósito de ir a la escuela, el fracaso está asegurado.

    Desarrollemos estas afirmaciones.

    De la Ilustración heredamos que "La verdadera inteligencia consiste en nuestras capacidades de razonamiento deductivo, y el conocimiento de los autores clásicos". Ésto se llamó "habilidad académica". Con lo que realmente hay dos clases de personas: las académicas y las no-académicas, lo que es lo mismo gente inteligente y gente no-inteligente. El resultado es un "Pensamiento Único".

    ¿Que nos aportó la Revolución Industrial a la educación? La normalización y la estandarización.

    Las escuelas están organizadas a semejanza de las fábricas: toque de timbres, instalaciones separadas, materias especializadas. Educamos a los niños en grupos, normalmente por edad (fecha de fabricación). Para nada se tiene en cuenta las habilidades personales o en grupo. Comprobamos la calidad del producto tomado individualmente, con exámenes, para ver si cumplen con el Pensamiento Único.

    Los grandes perdedores de este sistema son: la música, el arte, el teatro, el cine, la danza, la filosofía... En general todo aquello que alimenta el espíritu y la libertad de pensamiento.

    Recientemente se ha eliminado la Filosofía del currículo de la enseñanza obligatoria. Dejarme que os cuente una anécdota al respecto de la filosofía.

    Cuando era un niño de 10 años tuve la gran suerte de tener un profesor de matemáticas absolutamente visionario. La primera semana del curso nos estuvo explicando filosofía, de aquí lógica y de ésta matemáticas. Nos enseñó a deducir y a pensar por nosotros mismos. No nos permitía memorizar.

    Años después, las matemáticas que aprendí a través de la filosofía me fueron de gran utilidad para mi carrera de Ingeniería de Telecomunicaciones. Mis notas en esa asignatura eran de sobresaliente y matrícula de honor. Todo gracias a ese profesor que me enseñó a pensar.

    No se si habréis oído hablar del "Pensamiento Divergente", digamos que es la base fundamental para la creatividad. Básicamente es la habilidad de ver muchas posibles respuestas a una misma pregunta.

    Os pondré un ejemplo con alguna conclusión. Recientemente se hizo un experimento con 1.500 niños de diferentes edades. Se les hacia preguntas del tipo ¿cuántos usos se te ocurren para un clip? Nadie dijo que el clip no pudiera medir 40 metros o ser de goma espuma. La mayoría de la gente da 10 o 15 respuestas. Los muy buenos 200.

    En este test, el 90% de niños de jardín de infancia eran "genios". Los de entre 8 a 10 años eran geniales el 50%. Los de entre 13 y 15 años solo el 10%.

    La diferencia entre unos y otros era el tiempo que habían pasado en la escuela, el tiempo que habían sido entrenados en el pensamiento único. Todos los seres humanos estamos dotados para imaginar y crear, la educación que recibimos nos castra esa capacidad, bien por un mal modelo o, peor aún, por que está planificado para que sea así.

    Nuestros niños son asediados con gran cantidad de información con diferentes plataformas: video juegos, computadoras, publicidad, televisión, smartphones... Frente a esta alternativa tan atractiva les ofertamos una serie de asignaturas que no saben ni para que sirven. Además nos enseñan que si trabajamos duro y obtenemos un título universitario tendremos un buen empleo, hoy en día no es ninguna garantía.

    Como podemos deducir, por todo lo expuesto, los finlandeses no están muy equivocados y, o le damos un giro de 180 grados a todo esto, o nosotros y nuestra sociedad nos vamos a la mierda.

    EPÍLOGO:he tratado de condensar en un artículo un problema que daría para escribir un tratado. No me he parado en el daño irreparable que produce una mala educación a nuestros niños y por ende a la sociedad.
    Sería largo explicar el fracaso escolar, que en España alcanza un 40%. O, peor aún, las supuestas nuevas enfermedades llamadas: "Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad", a niños fundamentalmente creativos y que no les interesan las materias que se imparten, simplemente se les medica y se les convierte en elementos dóciles y atentos.

    Un artículo de:Juan Carlos Vázquez Luna

  • No conozco a la profesora de Instituto Ana que escribió la carta, pero pidió que se difundiera para mostrar a la sociedad lo que hacen, un trabajo de todos ellos digno y bien difícil. Contrato-maestra-1923

    Según el Diccionario de uso del español de María Moliner: Privilegio esla  excepción de una obligación, o posibilidad de hacer o tener algo que a los demás les está prohibido o vedado, que tiene una persona poruna  circunstancia propia o por concesión de un superior. Por el contrario Derecho es la circunstancia de poder exigir una cosa porquees justa.

  •             La permanente intromisión de los poderes públicos en el ámbito de la educación de los ciudadanos, obedece a un plan maestro de ingeniería social. Por primera vez, educacionuna Constitución española, reconocía el derecho a la educación y a la libertad de enseñanza, cuando se aprobó la vigente Carta Magna. Los diferentes tratados internacionales, suscritos por España, desde la Declaración Universal de Derechos Humanos hasta el Convenio Europeo de Derechos Humanos, han avalado el compromiso firme de reconocer el pleno desarrollo de la personalidad humana, como un derecho fundamental.

                La imposición de la ideología de género, atenta contra los valores fundamentales de la libertad de los padres, que cuentan con el respaldo constitucional de intervenir en el control y gestión de los centros públicos, o la Declaración Universal de Derechos Humanos, que consagra el derecho preferente de los padres a escoger el tipo de educación que quieren dar a sus hijos.

                                                                                                   Rubén López

  •            “La educación no es preparación para la vida; la educación es la vida en sí misma”.John Dewey. Educacion

                Si hay algo que iguala a las personas, al margen de cualquier otra consideración, es la educación. La mera gestión pública o privada de un centro educativo, o la orientación religiosa de su ideario, no son, ni deben ser, el centro de la discusión. La clave de todo sistema educativo debe centrarse en que, al margen de toda valoración material, sea de la máxima calidad para todo el conjunto de la población, sin que nadie y, menos por razones económicas, pueda verse excluido de ella.

                De igual forma, la educación recibida, expresada en su realización profesional, debe ser puesta al servicio de la sociedad, y no sólo utilizada para beneficio propio.

                La educación no puede ser una programación social, un condicionamiento y menos aún un adoctrinamiento. La desaparición de las humanidades, los recortes en los años curriculares o el abandono de la cultura clásica, no son sino el comienzo de estudios meramente técnicos, orientados a un mercado que reduce la persona a una mera pieza de producción, a un intercambio de trabajo por salarios reducidos, que convierten a aquella en un mero consumidor eficiente dentro de un sistema cerrado. El tiempo, tampoco puede ser obstáculo para el acceso a la educación. El mercado rechaza la edad, excepto si el sistema económico se ve en peligro, y reduce el tiempo de formación a una temprana edad, el resto es reciclaje.

                La palabra de moda que se emplea en términos de educación es “excelencia”. Un término vacío de contenido que sirve para no decir nada y se confunde con rankings y otros grados de medición, que presumen de un alto nivel de éxito profesional, cuando quien estudia en ciertos centros no consigue un puesto por haberlo hecho en él, sino por estar ya colocado antes de empezar a estudiar.

                La educación es el único valor real del que dispone una sociedad para igualarse, desarrollarse y prosperar; por eso, debe defenderse libre de cualquier intromisión interesada.

                                                                                       Rubén López

Secciones

Enlaces

Noticias Local

Herramientas

Quiénes Somos

Síguenos en...